Pierre “Pyer” Coffin. De perros, hipopótamos, villanos y bananas.

by Mariano Suppa / Notas

Hace ya unos cuántos años, podría decir una década, me encontré con la animación de una especie de “pingüinito” amarillo que me llamó la atención. Buscando un poco encontré la web de dónde provenía y ahi mismo me encontré con unos cortos animados entre los cuáles se estaban los de Pat & Stanley. Me gustó tanto que me puse en contacto con su creador e intercambiamos algún que otro mail.

Un mónton de años más tarde terminando de ver “Despicable Me” (“Mi Villano Favorito” para los hispano parlantes) caí en la cuenta de que su director no era ni más ni menos que aquel creador de Pat & Stanley.

Otro par de años más tarde tengo el placer de poder volverme a poner en contacto y he aquí el resultado de nuestra charla. Con ustedes el Sr. Pierre “Pyer” Coffin.

 

 

Empecemos por el comienzo, te conocí hace más de diez años más o menos a través de los episodios de Pat & Stanley (episodios que recién el año pasado se pasaron por Cartoon Network aquí en Argentina), como surgieron estos personajes? En que te inspiraste cuando los creaste?

La inspiración nació como un resultado de la falta de tiempo que tenía para pensar en una idea. La mujer de la cadena televisiva le preguntó a algunos productores que me busquen y pregunten si podía crear algunas ideas para unos separadores para su show matutino. Ningún productor me contactó, así que me llamó ella misma. Básicamente, tenía una idea para crear un concepto. Busqué todas las parejas existentes en dibujos y comics, y se me ocurrió una combinación visual que nunca había visto antes. Un perro y un hipopótamo. Sin saber cómo hacer una presentación para vender la idea, creé un libro para chicos explicando el concepto y cómo los dos personajes podían funcionar juntos en cuanto a sus personalidades.

Les gustó la idea y nos pidieron que hagamos una prueba, básicamente un episodio. Hicimos uno “oficial” para definir los aspectos, las voces y más, y mientras eso sucedía, hice mi propia prueba (The Lion Sleeps Tonight).

Luego de ver la prueba, la cadena de TV nos dio el trabajo que, viendolo ahora, fue increíble porque la mayoría de los animadores que contraté en ese momento, siguen trabajando conmigo hoy en día…

 

 

¿Cómo fue que te decidiste por ser animador? Quiénes son tus referentes o influencias a la hora de animar o dirigir?

En 1988 estaba haciendo el servicio militar (obligatorio en ese momento). En una de mis salidas, conocí al padre de uno de mis amigos, quién trabajaba como director de una serie de TV (Gilles Gay era su nombre). Me abrió los ojos y supe qué quería hacer con mi vida. Me hizo recorrer su estudio y me aconsejó sobre dónde debía estudiar (The Gobelins School Of Animation). Pasé el examen y me convertí en un animador (tres años después).

 

Sabemos que trabajaste en Amblimation para la película “We’re Back! A Dinosaur’s Story” producida por Steven Spielberg, cómo fue tu experiencia?

Después de tres años en The Gobelins, tuve la oportunidad de trabajar en Amblimation como uno más y luego como Animador Asistente. Fue genial y divertido. Me di cuenta que no era bueno dibujando. Por lo menos no tan bueno como todos los Dioses que me rodeaban. Al mismo tiempo, el CG estaba creciendo mucho y vi la oportunidad de divertirme animando, sin limitarme a mis habilidades como dibujante.

 

 

Si bien tu primer experiencia en la pantalla grande fue en 2D, antes y después elegiste el 3D para tus cortos y películas. Cuál es el porque de esta elección?

Respondí esto un poco más arriba. Desde siempre fui un geek total. Mi padre tuvo una de las primeras computadoras personales (RadioShack TRS-80, si significa algo para vos) y estábamos todos fascinados con todo este nuevo mundo que comenzaba a aparecer. Amé el 3D cuando floreció. Se sentía como la próxima gran cosa visual. Ahi, de nuevo, vi la oportunidad de animar presonajes sin frustarme (demasiado) por mis habilidades como dibujante.

 

 

El éxito que tuvo “Despicable Me” es enorme, y más aun el de su secuela, esperabas esto? te sorprendió en algún aspecto?

Me sorprendió totalmente. Retrospectivamente, creo que la primera película estaba bien porque era original y se veía diferente. Seguramente fue refrescante para muchas personas. Tenía comedia y corazón.

No se sobre la segunda todavía. Me siento como muchas de las críticas, que la historia no es tan buena. Pero que se compensa con ritmo y comedia. No lo sé.

 

Continuando con “Despicable Me” y su pequeño universo de personajes, es imposible no hacer una parada en los extremadamente queribles “Minions”, sin dejar de resaltar que hasta les das tu voz. Cómo nacieron estos simpaticos y maleables sirvientes amarillos?

Todo arrancó con el concepto de Sergio Pablos. Tenía un ejército de trolls trabajando para Gru. No podíamos hacer eso. Financieramente y tampoco creativamente. No tenía sentido. Eric Guillon, nuestro Director de Arte, apareció con el concepto de los pequeños ayudantes. Tipos humanos, medio metro de alto, con overoles. Después de eso, el concepto evolucionó y es lo que se puede ver hoy en la pantalla.

Las voces fueron un accidente. Hice un pequeño test sabiendo que necesitabamos que los personajes digan algunas cosas y quería crear un lenguaje con los productores. Cuando les mostré eso, dijeron que yo tenía que ser la voz de los minions!

 

 

Acá en “BCOD” creemos que es casi imposible trabajar sin música, en tu caso es así? Cual es tu “banda de sonido” a la hora de trabajar?

Si!!! Pregunta difícil. Estoy trabajando en la película de los Minions ahora. Todo sucede en los 60’s. La música de esa época es increíble! No se si es ideal, pero seguramente es divertida e inspiradora.